martes, 5 de julio de 2011

tiempo-terror-cambio

¿No tiene miedo la gente de mirarse al espejo muchos tiempo después y ver que es la misma persona?
Yo estaría examinándome y considerando la opción de vivir como un ermitaño hasta encontrar que es lo que está mal. Muy mal. Reclutada en mi interior haciendo lo posible para que salga ese tapón que no me deja evolucionar.
¡Carajo!, insulto fuerte, porque eso es grave, ¿no se dan cuenta?
¡Qué horror!

He dicho que horror, sí. ¿No se asustan cuando no ven ese cambio? ¿Cuando no crecen, no se encuentran distintos sino una repetición incansable de sus últimos tiempos?
El terror de encontrarse uno desesperado porque se halla un tanto extraño, modificado, persuadido por cosas que antes no le pasaba ni interesaba. El terror de ser mágicamente transmutado a un ser nuevo con características esenciales de la vida en un mundo más pequeño pero más viejo.

Yo lo veo, terroríficamente espléndido.
¿Vos lo notás? ¿No lo ves? estás ahí ante esa puerta que te lleva a encontrarte con el más allá: en la vereda de tu casa, al pie de tu cama, en el cuello de tu remera que vas a ponerte en cinco minutos; más cerca aun: en el te que estás ingiriendo, en la punta de ese tenedor, en tus dedos... en tu sangre.
Esa emoción que descubrís cuando ya no tenés ese caparazón duro y molesto del ser quién eras, y transformado en una película fina, transparente y hermosa que brillantemente comparte al resto el ser quién sos con ese orgullo inacabable e inherente al ser.

5 comentarios:

Milu dijo...

Me pasó muchas veces, a mi también me da horror. Sabés lo que quiero? crecer unos centímetros más. Voy a pasar dos semanas sin mirarme al espejo a ver que pasa

Fėdė dijo...

me hizo acordar mucho a la peli "into de wild", pero mal eh.. es tan complejo y simple como eso, encontrarse con si mismo dejando todo de lado.
lindas palabras muchacha,
saludetes!

Anónimo dijo...

Very similar.

SantitAh dijo...

A veces (casi siempre) pasa que a la gente le gusta ver lo que quieren ver. La cruda realidad no les gusta a muchos y por eso deciden ver lo que se les canta.
La gente tiende a cambiar. Pero muchas veces no lo notan. A no ser que sea un cambio muy drástico o alguien se lo haga ver. E incluso en esas situaciones algunos no lo notan.

La gitana dijo...

Profundo. TO think.