miércoles, 4 de agosto de 2010

Mei de fors bi widz iu.

Piedad ha pedido la loca, y piedad le han otorgado sin importar la razón.
¡Ay si la piedad misma me escuchara me patearía el trasero tan fuerte que sería recordado por todos..! ¡Si, recordado por todos, por el dia en que se han abusado tan vilmente de la sra Piedad, que le han escupido en la cara, que ha sido víctima del embuste mas grande que ha existido jamás! "¡Ay, piedad! Sí, es lo que usted está leyendo... ¡La aclamo, me amparo bajo usted, pero con respeto, aunque sin pretexto, la invoco! ¡Piedad, socorro!"
Piedad, he pedido piedad no por mi estado en el que me encontraba, damas y caballeros... sino por lo que dirían mis antiguas comadronas del colegio católico al que me presentaba cada día estudiantil de mi vida... '20 azotes para F' que no ha entendido para nada el mensaje que nos ha dejado San Francisco y la Beata Madre Fundadora.

'jijiji' es lo único que tiene para decir la Loca en respuesta de su acusación... No tampoco para tanto, estoy exagerando demasiado, me gusta exagerar.
Pero... bueno, sinceramente me estoy comportando lisa y llanamente en los cabales de lo que solía ser La Loca -antigua- antes de que todo el drama le afectara al cerebro y se haya convertido en una muchacha agria, criticona y prejuiciosa.
In other words, oficialmente dejé el 'sarcasmo de tristeza' en la adentrura de mi cerebro, y dejé que la doble-subconsciente-enferma se quede con ello cuidando que no se escape, poniéndole el 'stop' mas fuerte que supe decir y con eso se sostiene en un rincón aovillada con la pelota que se ha formado de tristeza y soledad con los ojos lo mas abiertos que pudo y temblando de miedo. Desplazada, está ahi en el fondo y si estamos con suerte puede ser que no vuelva por un tiempo a escribir cosas feas y tristes, a contar lo mal que se siente porque se ve sola, fea y gorda y básicamente porque no la quieren.
Si, no nos quieren, siguen sin querernos... (sarna con gusto pica igual, está comprobado... asique ignoremos el sarna a ver como sigue la historia) pero sabemos que no es el único hombre ciego a quién me remito que hay sobre la faz de la tierra que está dispuesto que la gorda y fea le de un abrazo fuerte y le muerda el cuello de vez en cuando.

En fin, va a intentar salir a flote, pero esperemos que Florence encuentre la fuerza necesaria para pisarle la cabeza y volver a asustarla... y que se quede con el suave almohadoncito de tristeza que ha construido para sentarse, porque va a estar ahí un largo tiempo si es que las circunstancias la ayudan.
May the force be with you, Florence... ¡Empúhala juerte.!
Piedad para Florence que poco le importa el mundo de los iluminados... piedad porque me resigné al todo y a aceptar la nada con gusto.

1 comentario:

AntOch dijo...

Bue por lo menos estas preparada para lo que venga!
Espero que te sea leve!

Bezitozz Flor